Discurso de Diego García Rambeaud, Presidente de la SRN, del 30 de enero, Acto Institucional 2021

Encontrarnos en este predio el último fin de semana de enero,
todos los años representa para nosotros el momento de reunión e
intercambio de ideas, proyectos, rendición y resumen de lo hecho,
entre socios, productores, amigos, empresas y representantes de
nuestro gobierno; momento en el que gracias a Dios podemos
dialogar sobre lo ya trabajado y realizamos el diagrama del
próximo ciclo por emprender.
Dadas las circunstancias por todos conocidas la 79°
Exposición Rural y 11° Exposición de caballos de la Patagonia,
tradicional Feria Agroindustrial de la Provincia, ha quedado
postergada para el próximo enero de 2022, esperando que las
condiciones sanitarias sean seguras y adecuadas para poder realizar
el evento con el programa de actividades completo abierto a todos
los visitantes. Agradecemos igualmente a las empresas que año a
año acompañan la exposición.
Habiendo aprobado Zona Sanitaria IV de la Provincia el
protocolo correspondiente a esta jornada, y convencidos de nuestro
rol de representación del campo neuquino, entendimos la
necesidad de adaptar esta ocasión de trabajo con nuestras
autoridades provinciales teniendo presente la realidad distinta, pero
también la urgencia de continuar la activación productiva, en todos
los órdenes de la economía local y nacional.
++++++++++
Transitamos como sabemos un año complejo desde donde se
lo mire. La necesidad de proteger sanitariamente a la población fue
el eje principal de la cuarentena, en nuestro país la más extensa,
pero que, sin embargo, no logró frenar la llegada y difusión de la
epidemia. Hemos sobrellevado con desconcierto humano y
ciudadano las restricciones de circulación impartidas, que tanta
dificultad trajeron a la población rural y urbana, porque fueron
contradictorias con las masivas aglomeraciones promovidas por el
propio poder ejecutivo nacional. La sociedad a esto responde
reclamando coherencia. Vemos la necesidad de iniciar y reclamar
la responsabilidad individual pero manteniendo las libertades sin
restricción alguna. Hoy por hoy, el cuidado está en los hábitos de
cada individuo.
Reconocemos y agradecemos con recogido homenaje el
heroísmo y la labor de todo el personal del ámbito de la salud,
publico y privado, que ha estado y sigue estando abocado y
comprometido, ininterrumpidamente, a la atención y cuidado de las
personas afectadas por covid-19 y otras enfermedades.
La actividad agropecuaria fue declarada esencial y pudo
continuar su trabajo, adaptándose como siempre, dando
continuidad a las tareas normales y ciclos biológicos de cada
producción, garantizando el abastecimiento de alimentos al país y
al mundo, dando continuidad laboral a todos los trabajadores del
campo garantizándoles así la seguridad jurídica del trabajo sin
conflictos en las relaciones laborales del sector.
Fueron para el campo semanas alternadas por turnos, turnos
para ingresar a los comedores, saludos desde lejos, mates
individuales, todo fue cambiando para disminuir el riesgo, pero
siempre, siempre en el trabajo. Sin embargo, consideramos que la
palabra “esencial” como concepto debe aplicarse a todas las
personas con la voluntad y necesidad imperiosa de trabajar en todos
los ámbitos, en todas las escalas, privadas, como públicas. ¿Quién
no es esencial en la tarea que realiza? ¿Quién no se considera como
tal en su actividad? Nada mas dignificante que el trabajo que debe
reactivarse.
Nos acompañan aquí representantes del CEI San Ignacio,
escuela rural que, como todas en el país, afrontó el año enseñando
en forma remota. Las dificultades en las comunicaciones, la falta
de equipamiento tecnológico para cada alumno, hacen muy
dificultosa la labor educativa y la continuidad en la enseñanza del
conocimiento y contención de los chicos. Sostenemos firmemente
articular todos los mecanismos para lograr el regreso presencial a
las aulas, de forma cuidada, bajo los protocolos correspondientes,
que garanticen el inicio del año lectivo.
Durante el último año la inseguridad en las áreas rurales se
incrementó considerablemente en todo el país, de diferentes
formas. En nuestra provincia reflejándose en abigeato, furtivismo,
ingreso indebido a predios, corte de alambrados, robo de puestos
y viviendas. En debida forma hemos recurrido ante las
autoridades del área de seguridad para buscar solución y
prevención a estos delitos en reiteradas reuniones que resultaron
exitosas en destrabar y agilizar administrativamente los
mecanismos para el control realmente efectivo de los hechos.
Hemos considerado fundamental que las tareas preventivas se
realicen de forma conjunta coordinando todas la áreas y fuerzas
de seguridad disponibles, esto es que el trabajo sea articulado para
lograr establecer la seguridad predial que se necesita.
A su vez, los acontecimientos ocurridos en las vecinas
provincias de Río Negro y Chubut, referidos a las usurpaciones de
predios privados , áreas de parques nacionales, y tierras del INTA
reflejan situaciones con motivaciones similares que ocurren en
nuestra provincia, aunque no hayan sido tan difundidas por los
medios de comunicación. Propietarios de los departamentos Catan
Lil y Aluminé, así como otros lugares de la provincia, deben lidiar
a diario con usurpadores de sus predios. Los pobladores afectados
nos reclaman con razón hasta cuando deben tolerar estos hechos.
Consideramos que el estado provincial es, en lo inmediato, el
garante del derecho de propiedad y la paz social en el territorio a
través de la Administración de Rentas, el Catastro y el Registro de
la Propiedad y debe actuar legalmente en consecuencia. Vemos con gran preocupación el avance de políticas e ideologías que preconizan el permanente asedio y trastorno a la producción rural propiciadas desde el gobierno central, surtiendo el efecto subliminal de naturalizar la erosión, el desgaste y desmedro del derecho de propiedad.
Repudiamos, en consecuencia, el accionar de representantes
del INAI ante las ocupaciones y tomas; es inadmisible observar
camionetas oficiales con funcionarios públicos al volante,
circulando en horas de la noche, abasteciendo a los delincuentes
que a rostro cubierto, ponen en vilo la paz social de la vecina
comarca de la provincia de Rio Negro. Las usurpaciones, la
violencia, la privación de la libertad a propietarios de
establecimientos privados, todas situaciones que ocurren, que se
están naturalizando y vemos con total indignación, necesitan una
rápida y eficaz resolución desde la justicia. Pero no se nos escapa
que esta intervención federal de hecho, inaceptable e
inconstitucional, es el resultado de ese hegemonismo político y esta
destruyendo nuestro histórico y constitucional sistema federal.
Nuevamente desde esta institución solicitamos a las
autoridades la correcta aplicación y reglamentación de la ley 26160
de relevamientos territoriales, de pueblos originarios que
demuestren su ocupación actual, pacífica, tradicional y pública, al
año 2006, fecha de promulgación de la misma. Es el verdadero
espíritu de la ley el que debemos defender, dentro de las garantías
constitucionales del estado provincial y nacional. Postulamos una
ejecución rápida, lógica, enmarcada en los puntos que establece esa
ley; donde esté acreditada y garantizada previamente la veracidad
y certeza de lo relevado, tal como los organismos que custodian el
derecho de propiedad le exigen a todos los ciudadanos de nuestra
Republica en circunstancias homólogas. Las anomalías señaladas
en los incorrectos y dudosos relevamientos ya realizados, parciales,
inconsultos, sorpresivos, sigilosos y secretos, se deben a la
engañosa reglamentación que se ha pergeñado hacer de la Ley a
través de la Resolución 587/ 07, resolución administrativa ésta,
que hemos reclamado debe ser derogada y reemplazada por otra
compatible con los preceptos de nuestra Constitución Nacional,
antes de continuar con los relevamientos.
En este sentido, afirmamos que respetar y resguardar las
garantías constitucionales, es la base del funcionamiento orgánico
de la república, necesarias para que todo ciudadano, libre en sus
facultades y visiones, pueda desarrollarse.
++++
Durante el 2020 la CD de la SRN participó junto a diferentes
actores de la cadena productiva bovina en el armado del Plan
Ganadero Bovino provincial. Numerosas reuniones propiciaron el
espacio para el diagnóstico e intercambio, arrojando rápidamente
conclusiones necesarias para gestar los lineamientos en busca del
fortalecimiento de toda la cadena productiva.
Partiendo del primer eslabón del proceso, la cría, hacemos
especial hincapié en el cuidado y uso regenerativo de los pastizales
naturales, primer insumo de la cadena de valor. Sin pastizal
saludable, no hay animal, no hay genética, ni aporte forrajero
externo, o el factor que consideremos , que pueda dar inicio a un
ciclo sustentable. Insistimos, y a los valores estadísticos nos
remitimos, en mejorar los índices de extracción, particularmente el
destete, que actualmente está por debajo de la media nacional. No
necesitamos más cabezas bovinas, necesitamos lograr que cada
vaquillona retenida que se convierte en vaca, destete su ternero
anualmente, en todas las escalas productivas a considerar. Refugar
los animales improductivos, dará el lugar necesario para las
verdaderas fábricas de terneros.
Continuando, y considerando el trabajo conjunto realizado en
la Mesa de Engordes de la Provincia, habiendo destrabado los
burocráticos tramites que el productor debe realizar para lograr la
habilitación de un fedloot, vemos con entusiasmo los corrales
habilitados y en funcionamiento, herramienta que permite la
retención de terneros en la provincia, agregando valor y generando
nuevas fuentes de trabajo capacitado. Conjuntamente, contar con
los valles irrigados como abastecedores de forraje y maíz, dan el
contexto necesario para completar el ciclo del animal con destino a
faena.
Y si a éste eslabón nos referimos, debemos partir de la
necesidad de que la venta y faena sean formales, de trazabilidad
asegurada, cuidadas, inocuas y con iguales requerimientos, ocurra
la faena en un planta privada, o una pública. Las mataderos
municipales, no solamente deben garantizar la inocuidad, sino que
también deben registrar, como la normativa vigente exige, el origen
y destino del animal. Con esto nos referimos a su DTe y guía, o
DTU, (versión digital más simplificada gracias al trabajo de la
Subsecretaría de producción) que garantiza la tan necesaria
formalidad en las ventas de la provincia.
Con el cumplimiento de las normativas, garantizamos la
igualdad comercial en los procesos, sin perjuicio de nadie, y a su
vez, teniendo por seguro el saber de dos premisas fundamentales,
“de donde proviene el animal a faenar, y a donde va la media res
enfriada”. Los grises en este cuello de botella son inadmisibles.
Cabe mencionar, cómo lo hemos hecho anteriormente, que
las posibilidades comerciales actuales se sustentan y potencian en
haber cuidado y mantenido el estatus sanitario libre de aftosa sin
vacunación que la barrera sanitaria garantiza. El trabajo de todas
las provincias de la Patagonia, sumado a sus gobiernos
provinciales, hacen que el desarrollo de la ganadería, tenga como
fin diferenciarnos y agregar valor, vislumbrando el mercado de la
exportación. Sin embargo, es hora ya, de hacer realidad el
verdadero objetivo del estatus sanitario logrado. Debemos
exportar, algo que traerá mayor producción e inversión. Hoy, los
valores de la hacienda en pie, de un lado y del otro de la barrera
son similares. Los productores agropecuarios, productores
primarios, no somos formadores de precios del producto en
góndola. Los excesivos valores registrados mucho distan del precio
del animal en pie, y en cortes como el asado, responden a oferta y
demanda.
En este contexto económico nacional, con inflación
galopante, cepo al dólar, impuestos cada vez mayores, se debe ser
claros en el análisis, y contabilizar cuanto del precio final de un
producto, es carga tributaria del estado. Cada eslabón de
producción del producto que analicemos, sufre la sumatoria de
impuestos, que repercuten en el proceso y por último en el
consumidor final.
Somos Patagonia, una denominación de origen subrayada,
reconocida en cualquier rincón del mundo. Debemos potenciar las
oportunidades, generando mayor producción de carne, en animales
de mayor peso de faena, que luego de su desposte dejan en el
mercado interno los cortes preferidos por los argentinos. La
comercialización de reproductores a su vez, es una posibilidad que
no debemos desaprovechar, teniendo países vecinos con necesidad
de mejoramiento genético.
En un año en el cual se registraron grandes y persistentes
nevadas quedaron , a la luz expuestas las complicaciones en los
accesos a los predios. La ganadería ovina y caprina del centro de la
provincia, en toda su extensión, se vio notablemente afectada,
registrándose cuantiosas pérdidas y mermas de stock. Los caminos
provinciales deben, ante estas situaciones, rápidamente ser
despejados, tanto los primarios, como así también los secundarios
y terciarios. Con asombro solemos ver maquinaria parada, en
momentos que urge su utilización. Los caminos rurales en general
carecen del mantenimiento necesario, sea la época del año que se
los considere. El turismo, y todo aquel que deba transitarlos, sufre
el desgaste de sus rodados generando complicaciones y accidentes.
La emergencia agropecuaria declarada por la nevada, la
necesidad de asistencia con fardos y forraje, una vez consumado la
situación, nos hace ver la realidad del problema, mucho antes de
que caiga una nevada. Como lo dijimos en párrafos anteriores,
ajustar la carga animal, cuidar el pastizal natural y afrontar el
invierno con animales en mejor estado corporal, deberían ser las
recomendaciones y lineamientos técnicos a seguir, evitando el
gasto desproporcionado de socorrer tal situación.
Las nevadas no lograron revertir el déficit hídrico reinante en gran
parte de la provincia, habiéndose registrado menores
precipitaciones que las medias históricas, llevando a productores
nuevamente a ajustar sus stocks por debajo de los valores que
posibilitan un ciclo económico virtuoso. Esto implica la necesidad
de prorrogar, nuevamente, la emergencia agropecuaria por sequia
en los departamentos del centro y norte de la provincia, que verán
disminuidos sus índices productivos y ciclos comerciales, medida
que desde aquí solicitamos.
En este sentido, y repasando las gestiones ya realizadas,
proponemos la necesidad de continuar con el proyecto sobre la
creación de la Comisión Especial que anualmente elabore las
variaciones a tener en cuenta para la valuación de la tierra rural de
uso extensivo a los efectos del cobro del impuesto inmobiliario
rural. Basados en el decreto n° 0586/07 ( publicado en el Boletin
Oficial 3035 del 14 de mayo del 2007 , establecida la
implementación y puesta en funcionamiento de dicha Comisión )
nuestra entidad se manifiesta plenamente de acuerdo en la
integración dictada por dicho Decreto ,esto es por la Direc. Prov.
De Catastro, Direc. Prov. de Rentas, el Ministerio de producción, el
INTA como organismo Técnico asesor, y la SRN como
representantes del sector. Todo ello a fin de que en el marco del
organismo por crearse se tengan actualizados y en cuenta los
aspectos climáticos, ambientales, productivos y de emergencias,
para fijar anualmente el impuesto teniendo como premisa la
productividad ganadera de la parcela. Ello dará previsibilidad al
contribuyente, como así también seguridad de cobro al recaudador.
Por ultimo queremos recordar también, a fin de dar impulso y
favorecer las inversiones productivas en los establecimientos, que
de la Resolución No. 17/82 de la Dirección de Catastro que dio
origen a este proyecto se deriva un inteligente tratamiento
impositivo de las mejoras por considerar que éstas son función
aritmética del aumento del gravamen al aumentar, las mejoras,
simultáneamente la productividad de la parcela.
El agua es cada vez más escasa y una característica que
identifica al productor neuquino, es el buen uso de este preciado
recurso. Muchos sectores del territorio serían totalmente
improductivos, si no fuese por el ingenio y esfuerzo humano y
económico, de distribuir agua y regar parcelas. Eficientizar el
aprovisionamiento a los animales, proteger vertientes, es un uso
común para nosotros. Debemos como provincia fomentar su buen
uso y cuidado, sin caer en irrisorios cánones, al momento de
declarar las obras.
Transitando un verano con elevadas temperaturas y
acumulación de forraje diferido, hacemos un especial
agradecimiento al personal del Sistema provincial de manejo del
Fuego, la Brigada de Incendio Comunicaciones y Emergencias
(ICE), Parques nacionales y Bomberos Voluntarios, por la labor
siempre eficiente y de alto riesgo realizada. En este sentido,
expresamos firmemente la necesidad de erradicar la quema de
pastizales como metodo cultural que erróneamente pretende
mejorar pasturas. A su vez, recomendamos a los productores el
armado y dotación de equipamiento básico en sus establecimientos,
que posibiliten un ataque rápido de los focos de incendio, cuando
son pequeños e incipientes aún. Mucho tiempo se gana y daño se
evita, pudiendo atacar rápidamente.
Vemos con entusiasmo el proyecto de electrificación
rural de la zona sur, en ejecución actualmente, será un gran avance
para los productores y pobladores del área rural. Hacemos hincapié,
a la hora de diagramar dichas obras, en realizar la consulta al sector
agropecuario, los productores y establecimientos, a fin de poder
contemplar los planes de inversión y desarrollo productivo de las
empresas.
Oportuna es la ocasión también, para destacar y agradecer el
trabajo del Centro Pyme Adeneu y el Banco Provincia del
Neuquén, pilares fundamentales en el armado de líneas crediticias
de fortalecimiento del sector.
Para finalizar, agradecemos la predisposición de las
autoridades provinciales para la ejecución de esta jornada de
trabajo del día de hoy. Invitamos, y a disposición estamos, al
armado de una agenda de trabajo para el año en curso, donde se
allanen y resuelvan los temas expuestos.
A su vez, agradecemos también a nuestros socios la confianza
y respaldo depositados en esta Comisión Directiva, que busca la
correcta articulación entre las necesidades de los productores y la
gestión de políticas acordes con el gobierno provincial.

Fernando Sanchez